Un trabajo es temporal, la marca personal es para siempre

Un trabajo es temporal, la marca personal es para siempre

…O puede redefinirse a lo largo de tu vida.

El vídeo de la presentación está en Catalán. Fue en la librería Alibri de Barcelona. A continuación podéis leer la transcripción de la presentación. Gracias a todos por vuestro apoyo.

El libro está dividido en tres partes. Los capítulos están ordenados por orden de inmadurez a madurez en el terreno de la marca personal. Lo cual es un terreno que al principio tenía por desconocido. Lo miraba desde un plano relativo: el marketing, en palabras de Carmeta (una de las personas que vale la pena conocer de ESADE), es un engañabobos: no sirve de nada.

Cuando empecé a estudiar más sobre marketing y a tomar más clases, me di cuenta de que hay algunas marcas que triunfan y que les va bien. Tienen éxito. ¿Qué tendrán en común?

Seguí preguntándome. Porque como sabéis, no podemos quedarnos en la primera pregunta que hacemos, hay que indagar más.

Y todo esto lo llevé al terreno individual: a nivel personal.

¿Qué hace que las personas tengan éxito? ¿Por qué hay personas que consiguen sus objetivos y otras no? ¿Existe algo como el éxito de la noche a la mañana?

No. Hay que trabajar para tener un éxito sostenido y a largo plazo hay que tener tres fundamentos claros: autoconocimiento, marca personal, emprender.

El triángulo con el que estos tres puntos se unen en el medio.

El éxito personal es relativo. No tiene por qué hablar de dinero o de fama. Tiene que ver con lo que cada uno quiere conseguir en esta vida.

Pues bien, esto lo comento en mi libro: Emprender tu Marca personal, donde hablo sobre mi historia hacia crear una marca personal para diferenciarte. Y que sea útil en tu carrera profesional.

Pensarás: esta cría de 22 años ¿qué tendrá que decir sobre carrera profesional, si a penas ha terminado los estudios? O quizás no lo has pensado, pero ahora que te lo he dicho, lo estarás pensando.

Y es cierto. Tienes razón.

He pasado gran parte de mi vida rodeada de alumnos en lugar de compañeros de trabajo. Pero observo a las personas.

He trabajado en empresas grandes y en pequeñas. Pero el mundo académico enseña mucho sobre el mundo profesional.

Como sabemos hoy en día, y tanto se nos repite en TED talks, la escuela mata la creatividad.

Pero es que en el trabajo, si abandonas quién eres tú y cuál es tu marca personal, tu creatividad también estará muerta.

Por eso es necesario comunicar: ya sea por escrito, verbalmente, con tu lenguaje corporal, trabajando a diario o por medio de tu arte.

Voy a contaros cómo, a nivel personal, empecé a trabajar estas 3 áreas necesarias que comento en el libro, para que tú también puedas emprender tu marca personal.

El libro se titula así porque las áreas que se ven, las que están en la superficie y se perciben desde el exterior, son las fases de Marca personal y Emprender.

Pero necesitamos del trabajo interior, del fundamento que todo lo sostiene y configura la base del éxito a nivel personal:

AUTOCONOCIMIENTO

El autoconocimiento es reconectar con uno mismo. Con lo que somos, cómo somos, cómo nos hacemos a lo largo de la vida. Y aprender a no deshacernos pese a las influencias exteriores. Ya sean la familia “haz esto, no lo otro” o la escuela “las rosas se dibujan así, estúpido, no como tú las dibujas.”

Pueden ser mensajes más o menos agresivos, directos, pero todos ellos contribuyen a deshacernos de quiénes realmente somos.

Yo empecé mi proceso de autoconocimiento cuando dejé de ser yo por completo. Cuando seguí demasiado las normas de los demás: en segundo de carrera.

He recibido una educación magnífica: he estudiado en colegios geniales en Reus (de donde soy: o donde viví la mayor parte de mi infancia y adolescencia). Y una vez en Barcelona, me gradué en una de las más prestigiosas universidades de negocios en Europa. O eso dicen.

Pero fue a la mitad de mis estudios de ADE (Administración y Dirección de empresas) donde perdí completamente las riendas de quién era yo.

Seguía las normas, la presión social por estar al nivel (el nivel que nos marcan los demás), por sacar buenas notas, etc. Esa era toda mi vida.

Al dar un paso atrás, vi que dejé de hacer todo lo que más disfrutaba hacer cuando era pequeña.

Fue con la portada de una libreta, que ahora se han puesto tan de moda con mensajes positivos y motivadores, que vi la luz, más o menos, ponía: “Don’t grow up, it’s a trap!”

escribir un libro nurcosta presentacion emprender marca personal

Para los que no saben inglés (y para mi madre) esto quiere decir “No crezcas, o no te hagas adulto, es una trampa”.

Bueno, quizá no fue con esa libreta exactamente. Pero quería contarlo igualmente porque hay mucha certeza en esta frase. Con 19 años volví a hacer lo que hacía a los 12-13 años: leí. Devoré libros de nuevo. Saqué tiempo de donde fuere.

También volví a escribir. Estaba muy oxidada. Pero aquí empezó mi trayecto de autoconocimiento y practiqué publicando mis escritos a inicios de 2014.

Y junto con otras técnicas que menciono en el libro, fui consciente de mi potencial y de mis limitaciones. Y desde este conocimiento fui capaz de empezar a dar un giro a mi vida.

Para convertirme en aquello que siempre quise ser.

Pero debía comunicar este mensaje y ésta fórmula que desarrollé de tres etapas. Para poder inspirar a otras personas porque algo que me ayudó mucho en este procedimiento fue el hecho de estudiar la vida de aquellas personas a las que admiraba. De aquellos que, sin saberlo, se habían convertido en mis mentores.

Y tras leer sobre ellos y encontrar patrones de conducta, empecé a desarrollar los míos. Y empecé a crear mi marca personal con el cambio de nombre: Nur Costa.

MARCA PERSONAL

Empezar a construir tu marca es la segunda parte del libro.

¿Qué hice? Bueno, empecé por ir a la peluquería.

Es broma: en el libro entro en más detalle con técnicas y herramientas para construir tu marca personal.

Pero todo empieza por tu nombre: tu logo.

Yo lo cambié a Nur Costa, porque era más internacional. Para ser recordada, debía tener un nombre fácil. Lo que quieres es que te recuerden y ser memorable. Así es como te llaman para trabajar.

El self branding es más que la propia identidad e imagen. Es todo lo que te diferenciará y te permitirá posicionarte mediante una presencia y visibilidad propias.

Cuando piensas en ti mismo como una marca, tu objetivo no es sólo prosperar, sino también sobrevivir.

El posicionamiento de tu marca personal es la gestión de las percepciones. Alinear la percepción que tú quieres tener de ti mismo con la que los demás tienen de ti. La alineación de estas dos percepciones es la gestión de la marca personal.

Propongo una serie de ejercicios en el libro que ayudan a crear tu marca y posicionarte.

EMPRENDER

La propia mentalidad es nuestro peor enemigo. En esta parte del libro, la última, comento lo importante que es desbloquear nuestros obstáculos con una serie de capítulos que son una llamada a la acción:

  • Vencer el miedo al fracaso
  • Llevar tus ideas a la realidad
  • Afrontar los hábitos y crear nuevos para una mejor gestión del tiempo
  • Aumentar la productividad

En definitiva, este libro es una conversación con mi yo del pasado: de consejos profesionales y personales que me daría.

Porque, como dijo Pau en su presentación del libro “Eres un Gran Comunicador (pero aún no lo sabes)” escribir es un proceso egoísta. Escribes para ti mismo. Encima no te ganas la vida como escritor. Pero es una de los cosas que más me place en esta vida: Escribir.

El libro de Pau es muy bueno. Si no lo habéis leído, compradlo. Pero no antes que el mío. Primero comprad el mío. Luego el suyo.

En un vídeo de Patti Smith ella habla de marca personal, sin saberlo. Dice: construye tu propio nombre. Tu propia marca: mantente joven, sano, no tomes drogas. Pero sobre todo, mantén tu nombre limpio. De este modo, en un futuro, tu nombre se convertirá en tu propia moneda.

Y esto se ve reflejado en la portada del libro, que ha diseñado Jordi Xicart, del código de barras: crea tu nombre, para diferenciarte. Haciendo lo que te apasiona. Y te dará de comer. Este será tu código de barras, tu ticket para diferenciarte -insisto- honestamente. Y para añadir discusión a la ironía de esta última frase: “Hay una forma de saber si un hombre es honesto: preguntándoselo. Si dice que sí, es un sinvergüenza.” – Groucho Marx.

No puedo remediar no escribir.

Lo que importa es lo que quieras hacer.