Sobre el coraje y la valentía

Sobre el coraje y la valentía

“Life shrinks or expands on proportion to one’s courage” – Anaïs Nin.

Lo que viene a decir: la vida se reduce o se expande en proporción a nuestro coraje.

La economía de la conexión exige coraje. Conexión con nosotros mismos, con nuestro interior y nuestra naturaleza. Es decir, autoconocimiento. Exige que las cosas no estén enderezadas, que haya un caos ordenado. Porque indagar en nosotros mismos sacará cosas desagradables que queríamos ocultar.

La economía de la conexión exige el arte de la imperfección, porque lo perfecto es aburrido. Y la imperfección demuestra que somos humanos y eso nos convierte en interesantes. Por algo existe el cotilleo, porque no hay nada más interesante que estos vacíos de información que queremos rellenar.

A día de hoy, aún dudamos de exponer nuestro yo verdadero. De expresarnos y de realizar el trabajo del que estamos capacitados hacer porque nos asusta no tener el poder necesario para hacerlo. O el poder necesario para encajar las críticas. O de que nos juzguen.

La psicóloga Angela Duckworth ha definido una serie de elementos que, combinados, confieren a una persona el evasivo atributo del coraje. Uno de ellos es la perseverancia. Muchas personas lo confunden con el coraje. El coraje incluye la perseverancia, pero nace antes de que surja la necesidad de perseverar, ya que esto conlleva unos objetivos y una pasión por dichos objetivos. De la pasión subyace la ambición.

Si no duda bastante gente de ti, es que no estás marcando la diferencia.

Si la gente te copia, es que lo estás haciendo bien.

Los artistas abren paso, no van detrás de nadie. Vas de cero a uno.

Lo difícil es adoptar una postura y convertirla en algo nuevo. Por primera vez.

El miedo a divulgar palabras bajo nuestro nombre. Y tener miedo a que nos juzguen por lo que hemos escrito.

La resistencia a crear arte no es algo que deba evitarse, sino que debe buscarse.

Hay que perseverar, y luchar contra tu propio bloqueo.

Como cantaría Fiona Apple: every single night it’s a fight with my brain.

Fotografía hecha por