Preguntas que hacerse a diario

Preguntas que hacerse a diario

Hay actos que diferencian a las personas mediocres de las que tienen éxito. Y muchas veces se trata de cosas pequeñas, como hacerse preguntas, para saber en qué página estamos de nuestro camino. No es importante tener respuestas que nos gusten. Lo importante es realizar el proceso de análisis y entender qué respuestas sacamos.

Aquí van algunas de las preguntas, en las que he pensado, que deben ser planteadas a diario, como si de un mantra se trataran. Si se te ocurren otras, déjalas en la sección de comentarios :)

¿Cuál es mi objetivo de hoy? Pregúntate qué es lo más importante que tienes que realizar. Ya sea por trabajo, personal… cualquier decisión que debes tomar hoy, tómala. No le dejes para mañana y evita llenar tu tiempo con cosas secundarias. Posponer no es la mejor solución.

¿Cuál es el siguiente objetivo que quiero conseguir? Reconocerlo antes de terminar tu objetivo principal, va a ayudarte a conocer íntegramente que pasos vas a tener que seguir. Te va a dar una visión más global. También te ayuda a “ponerte las pilas” con dedicarte a tu objetivo actual, porque sabrás que tienes otro en la lista esperando a ser atendido.

¿De qué errores debo aprender? ¿O cuáles debería de haber aprendido ya? Errar es humano. Lo inteligente es que identifiques aquellos errores que te impiden avanzar como persona. Haz listas. Es lo que mejor funciona: incluye en la lista aquello que te hace perder tiempo y dinero. Observa que he escrito “perder” y no “invertir”. No hay nada malo en gastar el dinero y el tiempo, porque para esto sirve. Pero considera los trade-offs o el retorno a cambio que te da éste dinero y/o tiempo en concreto.

¿Qué errores estoy dispuesto a cometer? Repito: errar es humano. Y los que no se arriesgan, no ganan. Por lo que cometer errores no tiene por qué ser malo. Es necesario para el proceso de aprendizaje. Lo claro está es que no debes lanzarte en el precipicio de errores y golpearte con cada piedra que te encuentres. Más bien, analiza las situaciones en las que puedes encontrarte errores… y escoge aquella que puede tener una repercusión buena para ti. Escucha tu instinto y tu pasión, y escoge el riesgo de cometer ese error.

¿Cómo voy de salud? Esta, sin duda, es una de las más importantes. Lo menciono en el post de 20 cosas que he aprendido en 20 años. Tu vida es tu salud. Es lo más preciado que tenemos, al menos para mí, para poder disfrutar de otras cosas que consideres importantes, por ejemplo, felicidad, libertad y/o amor. Sea lo que sea. Si no tienes salud, no vas a disfrutarlas. ¿Duermo bien? 8 horas mínimo a diario. ¿Hago deporte? Encuentra el que te guste. Pero encuéntralo. Sino tu salud caerá en picado, y tu calidad de vida será nula a medida que avancen los años. ¿Me alimento bien? Sobretodo la calidad de los productos y las cantidades. ¿Como suficiente? ¿Como productos naturales o platos precocinados?

¿Qué hábitos debo suprimir? Son esas tareas que consumen tu tiempo sin propósito alguno. Detéctalas y realiza alternativas en su lugar. Crea una nueva rutina que incluya nuevos hábitos. Con tan sólo 21 días seguidos realizándola, podrás ver que luego ya va a ser más fácil incorporar esta nueva rutina y dejar los malos hábitos en el pasado.

¿Voy por buen camino? Esta quizás es una de las más críticas, porque desafortunadamente nos engañamos en la respuesta. Muchas invertimos mucho tiempo en algo que al principio estábamos convencidos de que nos gustaba. Pero las personas cambiamos: nos desarrollamos y crecemos ¿Soy feliz con las decisiones que estoy tomando? ¿Tengo pasión por lo que estoy haciendo? ¿Cuáles son mis motores internos?

¿Es mi objetivo tan o más importante para mí como lo era ayer?